dentista-apuntando

Cuando una persona pierde una o varias piezas dentales tiene a su disposición numerosas opciones para poder solucionarlo, pero sin duda, la mejor opción a corto y largo plazo, es usar implantes dentales.

La prótesis removible tuvo mucho éxito antes de los avances de la implantología y de hecho, aún sigue siendo una magnífica solución para aquellas personas que, por sus condiciones dentales, no cumplen los requisitos para llevar implantes dentales.

Los implantes dentales, ofrecen una serie de ventajas que hacen de ellos la elección más recomendada:

 

Duración

Una vez terminado con éxito el proceso de osteointegración, los implantes dentales tienen una fijación perfecta, pudiendo durar muchos años en buen estado.

Ahorrar en el aspecto de la salud dental puede salir muy caro. Las prótesis removibles están hechas a medida del paciente, pero realmente no pertenecen a la boca (no se integran al 100%) y eso conlleva una serie de riesgos.

 

Comodidad

Los implantes dentales son sin duda alguna, mucho más cómodos que las demás alternativas de reemplazamiento dental. Los implantes solo requieren los mismos cuidados que un diente natural y al estar fijados en la boca, no es necesaria una limpieza diferente al resto de la dentadura, por lo que el cepillo y el hilo dental serán suficientes para mantenerlos en perfecto estado.

Las prótesis removibles, al no estar fijadas en la cavidad oral, pueden causar mayores problemas al masticar o al hablar. Además, es necesario quitarlas para las tareas de higiene dental y requieren una limpieza especial.

 

Salud dental

Los implantes dentales garantizan un mejor estado de salud dental que las prótesis removibles.

Las prótesis removibles se fijan sobre los dientes en buen estado y el esfuerzo que hacen las piezas dentales naturales para sujetar a la prótesis removible, puede deteriorar su estado, provocando que se desgasten y que puedan desplazarse.

 

Estética

Al perder un diente, puede iniciarse un proceso de pérdida ósea, afectando tanto al aspecto funcional como al estético, llegando a modificarse incluso la forma de la cara del paciente.

Para evitar los problemas de este tipo, se recomienda un implante dental que, ocupando ese espacio, recupere la funcionalidad del maxilar y el aspecto original del rostro.

Además, los implantes dentales permiten lograr una imagen muy similar a la de los dientes naturales, ya que, tras la colocación de los mismos, se procede a colocar las coronas dentales que imitan a la perfección el aspecto de los dientes.

En nuestra clínica dental de Montecanal (Zaragoza), somos expertos en implantología y hemos colocado más de 10.000 implantes con un 97% de éxito. Si tienes cualquier duda, no dudes en contactar con nosotros. Pide tu cita y conócenos.